Estaba yo pensando, ¿de dónde sacan tantos juguetes para los niños, y los no tan niños, los Reyes Magos?
Pues tendrá que ser cerca de alguna zona comercial, algún lugar donde haya muchas tiendas y los puedan comprar. Así que, ni corto ni perezoso me fui a buscarlos al centro de Madrid. Y, ¡¡¡vive Diós!!! que los encontré.

 

Un Comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *