A pesar de haber elegido el peor día posible, debido, por un lado, a la alta contaminación que tiene estos días Madrid y, por otro, a la hora en la que el sol está casi de frente, he visitado el Teleférico.
Saliendo de la estación de la Casa de Campo me he bajado en Rosales y fui hasta el Puente de la Reina Victoria, para, tras visitar la Ermita de San Antonio de la Florida (donde está enterrado Goya) volver a la Casa de Campo.
Teleférico de Madrid
El Teleférico fue construido por la empresa suiza Von-Roll tras un año de intensos trabajos e inaugurado el 26 de junio de 1969.
Se trata de un sistema bicable, que dispone de 80 cabinas, cada una de ellas con capacidad para seis personas. Recorre una distancia de 2.457 metros, alcanzando una altura máxima de 40 metros. La estación motora (Rosales) se encuentra a 627 metros sobre el nivel del mar y la tensora (Casa de Campo) a 651. Tiene una capacidad máxima de 1.200 pasajeros por hora y su velocidad es de 3’5 metros por segundo, tardando 11 minutos en realizar el trayecto.
Fuente: Teleférico de Madrid.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *